viernes, 9 de enero de 2009

La niebla, de Frank Darabont


No había visto yo esta película. Aplaudida a rabiar por determinados sectores, tenía muchísima curiosidad por ver "La niebla" sobre todo por su director, el siempre interesante Frank Darabont y por ver como Stephen King había resucitado dentro de la gran pantalla tras años sin dar señales de vida. De modo que digámoslo cuanto antes, "La niebla" está bien, si, pero yo no terminé de descorchar ningún champagne. Bien filmada y bien escrita (ambas responsabilidades recaen sobre Darabont), en mi opinión lo que hace "La niebla" es plantear un punto de partida ciertamente inquietante, que se tambalea peligrosamente en el momento en el que se revela su origen. Afortunadamente, todo hay que decirlo, Darabont mantiene el tipo hasta este momento y también vale la pena destacarlo, "La niebla" no cae en el ridículo más espantoso dado lo hilarante de su explicación a los fenómenos que acompañan a la niebla y a la rematada simplicidad con la que es explicada.
Pero lo cierto es que yo ne he visto ni rastro de esa obra maestra que muchos aseguraban, había vuelto a filmar Frank Darabont. Es bien sabido que Stephen King es una materia prima complicada para filmar obras maestras (salvo "Cadena perpetua" en todo caso, también de Darabont) y además los bichos son un añadido que rara vez ayudan a filmar obras inolvidables. Como digo la película está bien, pero con calma.
El film arranca muy rápido. Una niebla se aproxima a un pequeño pueblo muy stephen kingniano y pronto la bruma, acorrala extrañamente a un grupo de personas en un supermercado. Buen principio. Los escenarios únicos en las películas de terror siempre han funcionado muy bien. De entrada la película de Darabont, es inevtiable que recuerde a "La niebla" de John Carpenter, pero para la bueno y para lo malo, nada que ver. De pronto, unos descomunales tentáculos penetran por uno de los accesos al almacén. Ah, qué la cosas va e monstruos y bichos, si señor, y además, con bastante sangre. Pero tranquilos, "La niebla" aguanta el tipo si uno decide creerse lo que está viendo. Darabont disemina muy bien el suspense y los momentos de terror/acción están muy bien alternados con los momentos, digamos, íntimos.
"La niebla" aguanta con estoicismo casi todo su metraje sin saber qué diablos está pasando fuera, qué es esa niebla, de donde viene y quien la ha provocado, y de hecho esto, es lo mejor de la película. El film además, contiene todos los tópicos propios de situaciones de este calado, aunque para la ocasión, son estirados algo más allá de lo esperado en una película de este tipo. Por ejemplo, tenemos a la fundamentalista religiosa de rigor que llegado cierto momento, se convertirá en la verdadera amenaza de los protagonistas y el propio desenlace de "La niebla" consigue aunar en una misma situación, sorpresa y previsibilidad.
La película de Darabont, insiste también en esa idea de que ante una situación de horror, lo peor que uno puede hace es encerrarse en un escenario único porque, no tardará mucho tiempo hasta que los supervivientes empiecen a matarse ellos ("La noche de los muertos vivientes") y además, más tarde o más temprano la amenaza exterior, sea la que sea, terminará por entrar ("Evil Dead"), para que al final, la mejor opción sea salir cortando hacía donde sea... De todo esto, hay en "La niebla".
En fin, como digo, película interesante, con algunos apuntes, con algunas ideas pero también, muchos tópicos aunque eso si, llevados con cierta dignidad de modo que al final, parezca que Darabont y King están ofreciendo algo diametralmente distinto, ahí reside la habilidad de "La niebla", cuando en el fondo, es más de lo mismo. Bien envuelto, pero más de lo mismo.

6 comentarios:

El chache dijo...

Pues a mi esta peli me flipo.
Un saludete

Ramón Monedero dijo...

Pero...., ¿por qué exactamente?
saludillos.

mimo dijo...

Intriga...
caos...
la salida...
Aunque no la recomiendas con fervor, me dejas en la intriga, es posible que me acerque a verla.
BLOG DEL DÍA EN FOROERASE (09/01/2009)
Saludos Ramón y gracias por la crítica...
mimo

Ramón Monedero dijo...

Mimo, te envié un mail, me tienes absolutamente intrigado, no se quien eres!
En cualquier caso, en mi humilde opinión "La niebla" es un sano, y bastante digno entretenimiento, hasta ese punto, el film es recomdable..., en mi opinión.
Un saludo.

Marcelo L. Cambronero dijo...

Frank Darabont me ha interesado mucho desde Cadena Perpetua. Me llama la atención su afecto por las historias de Stephen King, no tanto porque no sean interesantes (algunas son muy buenas, y yo tengo muchas cosas suyas) sino porque muchas de las versiones que se han llevado la pantalla son horribles. Darabont hace muy bien lo que otros no logran cuajar.
Sin embargo, al mismo tiempo, desde La milla verde, su línea es descendente, me parece. ¿Por qué les pasará eso a tantos directores, que, después de buenos inicios, van perdiendo interés?
En fin, un abrazo.

Ramón Monedero dijo...

Yo soy de los que piensan que Darabont tuvo su punto álgido en "Cadena perpetua", aquella película fue una de esas felices casualidades en las que todos y cada uno de los elementos encajaron a la perfección, con la exactitud de un mecanismo de relojería, pero sin la frialdad de una maquina, con candor, con humanidad, y sobre todo, con esperanza y todo pese a lo sumamente inversomil del relato (y ya no lo digo por la celebérrima fuga de Tim Robbins, ¿alguien se imagina a un preso entre rejas durante 30 años diciendo y explicando un termino como "institucionalizado"?), ahí reside la magia del cine.
Después Darabont, en mi opinión sólo ha sido un reflejo de aquello que fue "Cadena perpetua", un destello.
En suma, interesante a la espera de otra obra cumbre, que yo, sinceramente creo, que la terminará por hacer.