lunes, 6 de abril de 2009

Experimento Rosa


Este fin de semana nos ha tocado a mi novia y a mi hacer de canguros con mis dos sobrinas. Una tiene año y medio y apenas se entera del mundo que le rodea, la otra es más delicada porque tiene tres años y pico y ya sabe lo que le gusta y lo que no. Cada vez que vienen a casa suelo poner a su disposición todo mi arsenal animado, no es gran cosa, pero es algo. Obviamente no les coloco "El viaje de Chihiro" o "Persépolis", pero a mi me está sirviendo para hacerme determinadas preguntas sobre el cine de animación y sobre la atención que algunas películas despiertan en los más pequeños.
Por ejemplo, a mi sobrina le chifla "Ratatouille", pero a "Bee Movie" le prestó la atención justa. ¿Por qué? Si, nosotros sabemos que "Ratatouille" es mejor película que "Bee Movie" pero no creo que eso lo perciban los niños, o quizá lo perciben a otros niveles. Otro ejemplo que además viene a confirmar la desconcertante varita mágica en poder de Pixar. En una ocasión le puse a mi sobrina los cortos de Pixar y la niña quedó clavada al televisor. Algunos eran cortos muy toscos, pero la niña no le quitaba ojo. Y otra cuestión, "La novia cadáver" les da miedo. A mi me resultó extraño que me pidiera aquella película (algo debió ver en la carátula), pero no es menos cierto que la película despertó una gran atención en la pequeña hasta que no lo pudo aguantar más y me dijo, me da miedo (fue justo en el momento en el que la novia resucita...)
Yo, que soy un verdadero fan de los Looney Toones, siempre que viene mi sobrina aprovecho para colocárselos, aunque más por mi propias ganas de volver a verlos que por la niña, que ya me demostró que no le interesan demasiado. Pero ¿por qué? La respuesta se me complicó todavía más cuando este fin de semana se lo pasó viendo episodios de la Pantera Rosa, a veces hasta dos veces, hasta que yo mismo no pude más y propuse cambiar de tercio (colocamos "La edad de hielo", como en "Bee Movie", caso, el justo...).
¿Qué hay en la Pantera Rosa que no hay en los Looney Toones? Ambos son series de episodios cortos (no en vano el genio creador de la Pantera Rosa, Fritz Freleng es uno de los padres de los Looney Toones) de no más de 6 ó 7 minutos. Bidimensionales, con dibujos sencillos y articulados en torno al villano y al héroe (o el ingenuo) y una generosa galería de un buen montón de porrazos de los más variados niveles. ¿Qué sedujo a mi sobrina que no había en la Pantera Rosa?
Lo primero que se me ocurrió pensar es que los dibujos basados en el film de Blake Edwards son extremadamente sencillos. Casi no hay fondos y casi todo suele girar en torno a dos tonalidades, el rosa y el blanco. Luego también hay que reconocer que esa melodía terriblemente pegadiza que es el celebérrimo tema de Henry Mancini contribuye también a crear un entorno simpático, pegadizo y divertido. Y luego, claro, no hay diálogos. En Looney Toones tampoco hay demasiados pero es que en la Pantera Rosa las palabras son nulas, por no haber, casi, casi, no hay gritos. Tal vez, en la Pantera Rosa todo es mucho más intuitivo, mucho más directo y también menos frenético.
Muchos de los chistes de la Pantera Rosa giran en torno a la lucha de conceptos como lo era el primer episodio de la serie, "The Pink Phink" en la que el conflicto se plantea en el enfrentamiento entre un pintos que está pintando de azul y la Pantera que hace lo propio repintando el entorno de Rosa. O el mismo "Ponche Rosa" que nos cuenta la disparatada aventura en la que en un presentación de un ponche ideado por la Pantera, en un cartel, el singular punto animado de una "i" se revela del entorno y se empeña en ser de un color distinto, un verde en vez de el dominante rosa. Cuestiones simples y directas, más abstractas si cabe, pero más teledirigidas a la mente de un niño que de paso asombran a los adultos ante el increíble ingenio que supone confeccionar un corto en torno a algo tan simple y surrealista como un punto de una "i", que se revela. Increíble...

13 comentarios:

Tomás Serrano dijo...

Compré hace tiempo la colección completa de dibujos animados de la Pantera Rosa. La recordaba mucho mejor. Ahora no soporto esas risas en situaciones que no tienen gracia (la mayoría). Sí hay episodios buenos (el de la prehistoria, con ese hueso que va de mano en mano) pero la inmensa mayoría creo que se quedará en su caja para siempre. Veo "los Picapiedra" con más simpatía, pero también tengo que hacer cierto esfuerzo para ver sus episodios. No así con Los simpson o Futurama.
Mi hijo de pequeño vio cada día varias veces durante un par de meses "Pesadilla antes de Navidad"; "James y el melocotón gigante" sólo quiso verla una. "La novia cadaver" creo que es bastante peor que "Pesadilla". Y lo mismo me pasa con las de Pixar o Dreamworks. Donde esté "Toy Story"...

Tigretón dijo...

Bienvenido al club de los titos-canguro. Tengo dos sobrinas de edades similares. Una de dos años (que es un verdadero terremoto, no para un segundo, y es difícil tenerla entretenida, aunque ahora le gusta alguna serie del Disney Channel) y otra de cuatro (toda una señorita, cuando tenga 16 habrá que llevar cuidado...).

En mi caso les encantó "Vickie El Vikingo", y estoy a la espera de poder colocarles algo de la "Pantera Rosa" un día de estos...

Como conté un día la mayor alucinó yendo al cine... a ver "Madagascar 2", y aquella pregunta: "¿Dónde está aquí la tele?", respuesta mía: "¿Ves toda esa pared?, eso es "la tele"". La cara que puso la chavala era para foto...

Estoy pendiente también de ponerles "Wall-E".

En mi caso, a mis sobrinas parece que les gusta tanto la animación tradicional como la "nueva" de Dreamworks y Pixar (aunque Buscando a Nemo se lo tuve que quitar el otro día porque con los tiburones les daba miedo)

El chache dijo...

Me encanta la pantera rosa.
Bueno, menos las dos ultimas que han hecho.
Bueno, menos la cuarta parte de las antiguas...
Un saludete

Ramón Monedero dijo...

Yo, Tomás, que quieres que te diga, es arematada sencillez en sus formas y en su contenido me deslumbra en la Pantera Rosa. Incluso esas risas enlatadas me resultan muy cómicas y además, le dan al asunto un tono añejo muy saludable.
En mi caso, aunque puedo ver "Los picapidreas" también, nunca fueron de mis favoritos, todo lo contrario que con "Los Simpson" y "Futurama" de las que soy un ferviente, desmedido y enfermizo fan.
Con Pixar y Dreamworks, ya he dicho en alguna ocasión que Dreamworks es más cine de época, es decir, un producto demasiado ligado a las modas del momento, por eso no creo qeu soporten el paso de los años. Y de Pixar, bueno... "Toy Story" estás muy bien desde luego, pero ¿qué me dices de "Bichos", "Monstruo SA" o "Wall-E"?...
Eso que dices Tigretón es curioso y es un rayo de esperanza, que a los niños les guste tanto la animación 3-D como la tradicional nos deja la puerta abierta que tal vez, algún día, se siguan prodcueindo películas en 2-D y no se pierdan. Sería una lástima...
Chache. Yo soy un incondicional de la Pantera Rosa. Yo es que le vo la cara a Peter Seller o a la propia Pantera de los dibujos animados y me hace gracia. Qué le voy a hacer...

Major Reisman dijo...

Buenas

Yo creo que cada niño es un mundo. También es verdad que nuestra experiencia es algo distinta a la de ellos.

Cuando yo era niño sólo había dos cadenas de televisión y lo que echaban de dibujos animados era o WB (Bugs Bunny, correcaminos, etc), o Hanna-Barbera (Yogui, los Picapiedra, etc). La pantera Rosa era un poco la rara avis por su humor absurdo. Esos tres tipos estaban salpimentados de vez en cuando con producciones animadas de países del otro lado del telón de acero horrorosamente malas pero que estoy convencido que eran un preludio de la "Educación para la ciudadanía".

La revolución fue la llegada de "Heidi" y "Mazinger Z". Era la primera vez que veíamos manga.

Encima los dibujos animados sólo se emitían en una determinada franja horaria. Pasada la misma no había más dibujos animados. Y no teniamos ni video ni DVD. Eso quiere decir que en mi generación (la de los 70) todos vimos algo muy parecido en nuestra infancia.

Ahora mismo la oferta en dibujos animados es casi infinita. No sólo por la existencia de canales temáticos (disney channel, clan TV, etc), sino también por el número de cadenas generalistas que hay. Pero si uno echa un vistazo se da cuenta de que lo que más se programa es el estilo "manga" de lucha contra super-villanos en sus mil y un variantes. Añadamos a eso que tenemos reproductores DVD.

Por cierto, soy un fanático de "Los Simpsons" pero eso no son dibujos animados para críos.

Un saludo

David Kow dijo...

Vamos a ver, La Pantera Rosa (versión dibujos) es una obra maestra en cuanto a diseños, colorido y locura de guión, que aún hoy en día, sigue sorprendiendo. El motivo del "por qué" a los chiquillos (los más peques) les encanta, hay que buscarlo en su diseño simple y en el excelente uso de los monocromos. De ahí el mega-éxito de Pocoyó y similares.
Pero volviendo a la polémica Disney-Dreamworks, la primera tiene obras cumbre de la animación como "Toy Story 2" o "Los Increibles", pero últimamente está empezando a perder fuelle con "Ratatouille" y sobretodo "Cars" (aún no he visto "Wall-E") mientras que Dreamworks presentó el año pasado la estupenda "Kung Fu Panda", todo un alarde de excelentes animaciones y soberbios diseños de personajes (esto último es lo que le falla mucho a Disney, que cada vez son más feos sus personajes). Aún así, a Dreamworks le falta mucho que aprender, sobretodo en la mesura que sí poseen las peliculas Disney (y el verdadero motivo del éxito entre los niños), me explico. Cuando digo mesura me refiero a la tranquilidad con la que el estudio Pixar-Disney se toma para presentar personajes, trama y la acción. Mientras que en Disney todo es pausado y casi relajante ("Buscando a Nemo","Cars", "Ratatouille", etc...), en Dreamworks (Y acólitos como Blue Sky y demás)todo es histérico, frenético, el humor surje de las tonterias que hacen los personajes no de su personalidad. Es por esto que Dreamworks siempre intenta que sus personajes "caigan bien" a golpe de chistecito de escaso humor y con un atropello constante de la acción por la acción (casi como si no quisieran que los niños se aburriesen). En esto Disney-Pixar gana por goleada. Es casi como si disney representara al cine adulto (con sus pros y sus contras) mientras que Dreamworks representa al cartoon más histérico de la warner, algo que no tiene por que ser malo. El problema está en que hasta ahora Disney no ha fallado (casi) una, mientras que Dreamworks ha hecho lo contrario; ha fallado con todas menos con algunas.
p.d:Lo siento por tanta parrafada, pero es que tenía yo ganas de hablar de este tema y tenía la lengua que me picaba. Gracias.

Ramón Monedero dijo...

Bueno... POr un lado Reisman, es verdad que la oferta ahora es infinita, pero no es menos cierto que clásicos un iversales como WB o la propia Pantera Rosa son bastante complicados de ver. POr esto me asombra que aún hoy, puesta de lante de una niña de tres años, los vea de muy buena gana y hasta pida un bis... O dicho de otro modo, en la Pantera Rosa hay un poso de excelencia que aún agutna hoy día y que seguramente, lo seguira haciendo.
Y luego, es verdad que "Los simpson" no son para crios, pero la ven Tenía yo en mente una entrada sobre una frasecita que escuché en "Pare mande in USA" que me dejó muerto y que a lo mejor la escribo un día de estos...
David. En conjunto estoy contigo aunque deberías ver "Wall-E" a mi Cars" tampoco me entusiasmó pero "Wall-E" es otra cosa...
Yo creo que la virtud de Dreamworks es muy limitada, porque se ajusta a los patrones sociales de moda. Sus películas hacen gracia porque son constantes referencias a la actualidad, mientras que los mensajes y los chistes de Pîxar son más universales. POr resta razón suelo decir que el cine de animación de Dreamworks es un cine "de época", porque está anclado a contexto sociocultural que lo vio nacer.

Ramón Monedero dijo...

Padre "mande" in USA... anda que ya me vale...

Athena dijo...

Ramón, ¿recuerda "Mascota rosa"? La vimos en el curso de cine en el que nos conocimos. Delirante.

Suscribo lo dicho por Major Reisman.

Antonio Rentero dijo...

Recientemente vi el corto que comentas de la pintura... no lo recordaba y me dejo asombrado, tanta sencillez, tanta elegancia, como a pesar de lo predecible resulta divertido...

Son interesantisimos tus experimentos sobrineriles, al final los niños si que van a servir para algo (los ajenos, digo, jajaja).

De todas formas quiza tampoco deberias devanarte demasiado lso sesos... mira algun video de "Baby Einstein" y si eres capaz de no quedarte embobado mirandolos me lo cuentas... y no hay nada que analizar, simplemente sucesion armonica de imagenes en movimiento y sonidos agradables ;-)

Ramón Monedero dijo...

Tienes razón Antonio, no debería complicarme demasiado la cabeza. El otro día mi sobrina me hizo cambiar tres veces de película, dos de ellas, de la infalible Pixar, pero creo que sólo quería llamar la atención. De todos modos sigo observando y otra cosa, la niña, cada vez que viene a mi casa me pide la pantera rosa, eso si...

Antonio Rentero dijo...

Vamos, que se ha enganchado a lo rosa ;-)

Ramón Monedero dijo...

Pues si, cualquiera podría hablar de adicción...