miércoles, 11 de febrero de 2009

Tropic Thunder


No había visto yo "Tropic Thunder", la última y descacharrada ocurrencia de ese enfant terrible de la comedia americana que es Ben Stiller. Escrita, dirigida y protagonizada por el propio Stiller, vamos, un film de autor, "Tropic Thunder" parte como una parodia del cine dentro del cine en la que se aprovecha para decir algunas verdades sobre la industria y de paso amasar unos cuantos millones de dólares. El film, arrasó en taquilla lo que en cierto modo, era de esperar, pero lo que más me sorprendió del asunto fueron sus críticas entusiastas que encumbraban al film como el último grito de la nueva comedia americana, algo así como un ajuste de cuentas entre esos largometrajes de humor políticamente incorrectos y la crítica que con "Tropic Thunder", parecieron reconciliarse. Con sumo interés me enfrenté al visionado del film de Stiller, acompañado de Robert Downey Jr. y Jack Black y bueno..., el asunto sin estar mal del todo, tampoco me pareció el último y honorable grito de la nueva comedia americana de principios de siglo.
En primer lugar porque el film, descarga su presunta crítica hacia el cine y sus estrellas en momentos contados sin exprimir el jugo que semejante propuesta le brindaba a Stiller. Es cierto que el personaje de Black se tira toda la película suplicando y persiguiendo un gramo de droga del tipo que sea emulando a una estrella bastante similar en la vida real al propio compañero de reparto Robert Downey Jr., pero es la única gracia (excesiva por otro lado, debido a los excesos de Black y seguramente a las indicaciones del director) que se deja sentir como ácida reflexión sobre los entresijos del cine. Porque lo cierto es que "Tropic Thunder" funciona a las mil maravillas hasta uno de sus momentos más hilarantes, cuando una mina antipersonas hace volar por los aires al supuesto director de la película que están rodando y después Stiller, coge su cabeza y hasta saborea su sangre convencido de que se trata de una cabeza falsa...
Pero lo cierto es que después, "Tropic Thunder" se convierte en una comedia de acción bélica, más o menos al uso. Con Stiller estirando más allá de los aconsejable su papel de retrasado que interpretó en otra película a la que se hace mención (“Jack el simple”), con Black adorando una montaña de coca que finalmente, como era de esperar, no esnifa, y con Downey Jr. pasando bastante desapercibido porque el impacto inicial de ver al actor maquillado como un negro ya ha perdido su efecto. La película todavía conserva alguna gracia adicional y bien es verdad que esa imagen de Stiller corriendo con un niño agarrado a su espalda como una garrapata y posteriormente, siendo lanzado al río no tiene precio.
Pero lo más curioso de "Tropic Thunder" es que en suma, se trata de un largometraje que pretende diseccionar el engranaje del cine espectáculo erigido sobre las estrellas de cine, explotando precisamente eso, el espectáculo y un elenco de estrellas en donde no falta casi nadie (a Stiller, Black y Downey habría que añadir la insólita y divertida presencia de un Tom Cruise casi irreconocible, Nick Nolte, Matthew McConaughey y las apariciones estelares de Jon Voight, Jennifer Love Hewitt, Toby Maguire, Alicia Silverstone o Kevin Pollack entre otros). Es la eterna historia de Hollywood, no sabe criticarse sin abusar de eso que critican, y eso es "Tropic Thunder".
Pese a todo que nadie se altere. La película de Stiller se ve sin grandes esfuerzos, es divertida y no provoca urticaria. Pero tal vez, sea mejor contemplarla como una comedia al uso más o menos atinada que como la última obra maestra de la comedia americana, que es, casi, casi, lo que se ha venido diciendo en algunos sectores. De este modo, es casi seguro que "Tropic Thunder" guste a todo el mundo, y entonces si, sorprenda a más de uno.

7 comentarios:

El chache dijo...

A mi esta pelicula me sorprendio y gusto a partes iguales.
Un saludete

Ramón Monedero dijo...

Quizá porque no habías escuchado tantos halagos antes de verla como yo. Quizá..
Saludilllos.

David Kow dijo...

Pues yo tb había escuchado maravillas de ella y la historia prometia muchísimo...y me decepcionó a más no poder. Si se hubiese estrenado con criticas negativas (como realmente se merecia) igualmente me hubiese decepcionado. Sólo la escena donde empiezan a rodar y dónde la historia va al grano se me hizo muy divertida. Lo demás, dá la sensación de que Stiller invitó a todos sus colegas (Cruise, Black, Downey Jr. etc...) al rodaje sin tener nada más que un esbozo de guión y sí mucho dinero (presupuesto) para juergas.

Kenny dijo...

Yo, a pesar de las excelentísimas críticas leídas, fui a verla sin demasiadas expectativas. Resultado: sorpresa, satisfacción y risas mil.

Por cierto, el trailer falso de "Satan's Alley" no tiene precio.

Ramón Monedero dijo...

David, si esa impresión es la que da, aunque también es cierto que con más o menos dinero todo lo que ha hecho Stiller supura esa sensación de reunión de amiguetes que ya veremos lo que sale de aquí. Yo sostengo y en parte creo que vosotros también, que si la película se hubiera estrenado con menos alboroto crítico tal vez, hubiera gustado más... no se...

Major Reisman dijo...

Buenas

Pues yo reconozco que me hizo bastante gracia. Estoy de acuerdo con Ramón que no es "el último grito", más bien sigue por la misma senda de "Algo pasa con Mary", "In & out" y similares comedias medio gamberras.

Pero esta vez le ha tocado al género bélico. Algo que no se había visto desde "Top Secret" (obviemos bodrios como "Hot shot" y similares engendros de trazo grueso). Como aficionado a dicho género la verdad es que disfruté identificando las películas parodiadas. Aparte de la escena del "niño-garrapata" :-D me reí bastante con el anti-Jerry MacGuire de Cruise, con la parodia de "Platoon", con el oscuro secreto de Nolte, el chiste sobre Sean Penn y por supuesto con la de Brando en "Apocalypse Now".

No creo que pretendiese ser un nuevo "juego de Hollywood". Solo una buena forma de hacer reir a los espectadores.

Saludos

Ramón Monedero dijo...

Si yo estoy seguro de que Stiller era el primer que sólo buscaba hacer una coña (muy cara, eso si) del cine bélico y del cine dentro del cine, como dices, tiene sus momentos, pero ya está. Lo que a mi me sorprendió fue los muchos aplausos que recibió de la crítica. En fin...