martes, 31 de marzo de 2009

Una (sufrida) década de cine "matrixta"


Resulta que ayer me entero que este 31 de marzo, "Matrix" cumplía diez años. ¡Agárrense a los machos! ¡Vaya una década que ha sembrado la peliculita de los hermanos Wachowski! Dos cineastas que, dicho sea de paso, no han hecho más que desinflar su propio globo de autores posmodernos película tras película (y no he visto aún "Speed Racer" que ha recibido críticas de todo tipo). "Matrix Reloaded" y "Matrix Revolutions" ya saben ustedes a que altura dejaron el invento de los Wachowski, aunque yo siempre he defendido que, en concreto, "Matrix Reloaded" era en evidencia, lo que para algunos "Matrix" sólo era en apariencia, una simple película de acción. Vistosa y delirante si, pero una simple y llana película de acción. A ver señores, que detrás estaba Joel Silver y todo lo que sale de la cabeza de ese hombre hay que cogerlo con pinzas. Una cosa es "Jungla de cristal", y otra bien distinta hacer de "Matrix" la Biblia del posmodernismo.
Que "Matrix" supuso un punto y aparte en la creación de efectos especiales está claro, pero y qué. Porque lo verdaderamente preocupante no fue eso, sino que de pronto todo el mundo se puso a imitar su estética de hombres de negro enfundados en cuero (el ramalazo sado está allí) y esa dinámica del cuerpo suspendido en el aire moviéndose a cámara lenta mientras la cámara daba vueltas alrededor como un tiovivo. Puro delirio. De hecho, si uno se fija, cuando arranca la película y vemos a Trinity hacer la primera pirueta, luego se nos explica que ese manipulación del espacio-tiempo es posible porque ocurre en un universo artificial, Matrix, y si uno es capaz de dominarlo entonces puede adaptarlo a sus necesidades. Estupendo. Como excusa es hilarante, pero a efectos de ciencia ficción, magnífico. El problema viene cuando los Wachowski centran su desmedida atención sobre los casquillos que caen al suelo lentamente, sobre esa bola de fuego que barre el hall de un edificio, sobre esa pistola que escupe balas... Caballeros, eso ya no es manipular el espacio-tiempo, eso ya es cachondeo, regusto por la estética de la violencia, virtuosismo visual, pero absolutamente vacío, hueco, y plano. Una completa chufa que en mi humilde opinión, sedujo a millones de personas, algunas ciertamente ilustres que creo yo, se dejaron llevar por una factura técnica impecable que parecía, sólo parecía, darles pie a reflexiones más hondas.
Como digo, a mi la que me gusta es "Matrix Reloaded". Fundamentalmente por dos momentos, la disparatada pelea de Neo contra miles de agentes Smith y por la no menos hilarante persecución de la autopista. Cine espectáculo excesivo y orgulloso de serlo, falsamente profundo, plastificado y formalmente impecable. En el caso de "Reloaded", tan divertido a ratos como aburrido. Desigual pero al menos, con momentos de completa y absoluta evasión por la evasión.
Otra cosa bien distinta fue sin duda, "Matrix Revolutions". Ya el inventó, que se había agotado antes de nacer, no puede ser exprimido más y sus juegos estéticos no consiguen ni si quiera levantar los ánimos de un disparate sin el escaso sentido de por lo menos, las dos primeras entregas. Pero el caso es que miren ustedes lo que ha conseguido "Matrix", que estemos aquí hablando de la película porque se han cumplido diez años de su estreno. Particular gallina de los huevos de oro de Silver, Wachowski, pero también de un chino experto en kung-fu llamado Woo-ping Yuen, que tras años de estar coordinando peleas de personajes como Jackie Chan y demás émulos del mismo, pasó a convertirse en el experto en artes marciales más solicitado y lo que es más sorprendente, prestigioso del cine, siendo reclamado para poner a cada uno en su sitio mientras peleaban por el aire en películas como "Tigre y Dragón", "Zu Warriors", "Kill Bill", "Danny the Dog" o "El reino perdido", casualmente todas, películas bastante malas.
Por si fuera poco, lo que han hecho los Wachowski después, salvo insisto "Speed Racer", que no la he visto, tampoco ha hecho por dignificar demasiado su legado. Se pasaron seis años reescribiendo y dándole la vuelta a lo mismo con "Animatrix", videojuegos y demás historias vinculadas, relacionadas o herederas del universo "Matrix" y sólo en 2005 alimentaron una propuesta interesante con "V de Vendetta", que probablemente, habiendo visto las facultades de los Wachowski debió de ser fruto más de la materia prima del cómic de Alan Moore, que de las ocurrencias de los Wachowski. En fin, que han pasado ya diez años, veamos si aguantan otros diez. Esperemos que no...

8 comentarios:

LITERATURASOS48MURCIA dijo...

Acabo de crear el blog del próximo encuentro de LITERATURA SOS 4.8 que tendrá lugar en Murcia los días 25 y 26 de abril. Si quieres conocer más cosas sobre este evento, puedes entrar en:

http://literaturasos48murcia.blogspot.com/

Seguro que muchas de las actividades serán de tu interés. En los próximos días, ampliaremos esta información con más detalle. Mesas redondas con escritores y editores, lecturas de obras literarias y un espacio reservado para los más pequeños serán algunas de las actividades que se desarrollarán dentro de este encuentro literario.

Tomás Serrano dijo...

Hombre, por fin leo a alguien entendido hablar mal de Kill Bill. Yo diría que es de lo peor que he visto. Respecto a Matrix, sólo vi la primera y ya tuve suficiente. Ahora, dices algo muy interesante: "Que Matrix supuso un punto y aparte en la creación de efectos especiales, ¿Y qué?" (Más o menos).
Es lo que digo yo de películas como "Parque Jurásico" o "King Kong" (el primero y el último). Hay que tener algo más. O algo que perdure y eso de ser "el primero que" no aguanta muy bien el paso del tiempo.

David Kow dijo...

A mí Matrix no me sorprendió absolutamente nada. Ni su vacía estética(como tú bien dices)del (ab)uso del ralentí, ni su supuesta profundidad. De hecho, cuando estaba viendo el film me asaltó la duda de por qué diablos esa pelicula había tenido tanto éxito,ya que, era aburrida hasta decir basta, con su falsa profundidad que pretendía esconder una simple pelicula de acción. Sín embargo, con "Matrix Reloaded" me encontré con un absoluto disparate de película que sin embargo me enganchó. Era tal el despropósito que no cabía sino reirse. Además lo mejor eran las escenas de acción, totalmente desmadradas y ,por lo tanto, más divertidas que la seriedad de las de la anterior pelicula. De la tercera, ni me acuerdo, no me gustó. Por cierto, en cuanto a lo que bien dices a cerca de la estética de la violencia, a mí siempre me ha producido un poco de repulsa la escena en la 1ª parte cuando entran por la puerta junto al detector de metales y acribillan a los pobres guardias jurados que no habian hecho nada malo, sino estar allí. Eso si que es inducir a la violencia por la violencia.

Marcelo L. Cambronero dijo...

Estoy completamente de acuerdo contigo. La admiración que levantó Matrix era un triste reflejo de por dónde va el personal. En una película de acción que recuerda en muchos momentos el más psicótico estilo "video-clip", cosa que ya penetra en el ridículo en las continuaciones.
Ahora, para mala, mala, mala, y en cierto sentido de la familia, "300" ¿O no?

Antonio Rentero dijo...

¿"Tigre y dragón" bastante mala?

Serás hereje!!!

Tomas, si quieres oír a alguien con cierto criterio en esto del cine poner en su sitio a "Kill Bill" un día quedamos... pero si tienes interés por conocer de cuantas formas se puede insultar a alguien, te cuento mi opinión de esa PUTA MIERDA que es "Death proof"...

La primera de "Matrix" es innegablemente atractiva de impactante desde el punto de vista visual, la idea de fondo tiene su aquel, pero a mi se me desmorono todo el castillo de naipes (marcados, ademas) con una premisa bien sencilla:

¿Ponemos nosotros posters de montañas y verdes prados a las vacas para que den mas leche? No, verdad, entonces ¿que sentido tiene engañarnos con una realidad virtual inmersiva para que sirvamos de pilas Duracell?

Pues eso, que la peli en si es un pedazo de McGuffin del tamaño de un destructor imperial de la clase Aurora... lo que no quita para que sea divertida por excesiva.

Lo simpático es que un amigo recomendó a una pareja que no estaba muy puesta en esto del cine ir a ver "Matrix Revolutions"... sin que los dos pavos hubieran visto las dos anteriores!!!!

Los amigos le preguntaban, medio conscientes de que había gato encerrado "pero ¿de esa no había una primera parte" y el cachondo de mi amigo les dice "si, creo que hay otras dos partes anteriores, pero no hace falta haberlas visto".

La expresión de no haber entendido NADA de los dos al salir del cine debió ser impagable.

Marcelo, "300" no es mala, es simplemente el equivalente cinematográfico a una competición de pulsos entre los dos chulos del barrio. No cambia el equilibrio de poder suburbano, pero los vecinos no pueden dejar de asistir demudados a la exhibición gratuita de testosterona, chulería y estética macarra. Vamos, que no cambia el mundo ni te eleva el espíritu... pero ¡mola, tío! ¿No le pondrías a tu hijo Anakin Leonidas?

Por cierto, cuando Leonidas tira al pozo al emisario de una patada en el pecho no pude evitar recordar a Gila con lo de "si no sabe aguantar una broma márchese del pueblo".

Ramón Monedero dijo...

Tomás, vi Kill Bill 1 y me pareció tal tomadura de pelio, que simplemente me negué a ver la segunda. Como mi buen amigo Rentero, me rasgos las vestiduras cuando oigo hablar de "Death Proof" y en fin..., mi relación con Tarantino es de amor ("Reservoir Dogs" y "Jackie Brown"), odio ("Pulp Fiction")e instintos homicidas ("Kill Bill", "Death Proof".
En cuanto a eso que dices de ser la primera en... y por tanto pasar la historia, bueno, yo creo que tiene cierta lógica, cierta, limitada, pero cierta al fin y al cabo. "Star Wars" fue la primera en un montón de cosas técnicas pero también tenía allí a John Williams, es vuela de hoja a los relatos de aventuras de espada y brujería, su ingenuidad y claro, el fenómeno social que desencadenó después.
En este sentido, creo que "Matrix" no pasa de equivocación social, porque hasta sus más acérrimos defensores detestan "Matrix 2 y 3", de modo que creo que muchos fans han caido del burro con el tiempo.
David: como yo apuntaba en mi entrada, estoy contigo, la hilaridad de "Matrix Reloaded" hace que para mi, sea la mejor de la saga (que persecución!, que pelea de Neo contra 1000 agentes Smiths!, qué disparate!!).
Y bueno..., la estética de la violencia es una cuestión que me rodna mucho la cabeza pero sobre la que creo, no estoy del todo definido porque, ¿es el final de "Bonnie & Clyde" estética de la violencia? ¿El cine de Sam Peckimpah? ¿Dario Argento?, no se..., le tengo que dar forma a la cuestión, no creas...
Marcelo, como siempre, es un alegria verte por aquí (estabas desaparecido). Yo con "300" tengo una duda existencia, no se si es un film que me ha seducido por su estética o si es una burda jugada tipo "Matrix" que se queda con el personal porque es vistosa. No lo tengo muy claro la verdad, aunque creo que en el film hay valores, valores culturales muy asociados al entorno socio-cultural en el que ha nacido el film, por eso en el fondo creo que "300" no aguantará el paso del tiempo, porque en ese sentido, es una "película de época", de "su" época, y nada más...
Antonio, no me voy a poner a discutir contigo sobre realidad virtual porque te conozco y esto puede terminar en un "duel of the fates" literario de tres pares de narices... Luego otra cosa, TE ASEGURO que Marcelo no le pondría a su hijo Anakin Leonidas, en todo caso Fiodor, Ortega o algo así, per no anakin...
Y por último, macho, me he reido mucho con tu comentario, con lo de tus amigos viendo "Matrix Revolutinos" sin haber visto nada antes (nadie tiene una foto de sus caras al salir del cine?), tu metáora sobre 300 y los chulos de barrio, pero sobre todo, impagable, tu referencia a Gila.. ¿¡pero en qué coño estarías pensando!?
Y por último, si, "Togre y dragón" me parece un espanto. Y creeme, fue una de esas desagradables experiencias que experimente en varias ocasiones (creo que como mínimo la vi tres veces) para cerciorarme que no era una cuestión de prejuicio, estado anímico, etc... A mi ¡, no me gusto, nada, de nada, de nada, de nada. Me aburrí soberanamente y francamanete, prefiero mil pares de veces antes "Hero" que "Tigre y Dragón". Para gustos los colores, no?

Major Reisman dijo...

Buenas

Pues yo también soy de los que opinan que "Kill Bill" es mala (es una peli de chinos hecha por una rubia, ¡menuda novedad!).

Sobre "Matrix" confieso que cuando la vi me pareció entretenida y bastante maja y me lo sigue pareciendo. Ahora, jamás habría pensado que llegaría a ser un punto y aparte en el cine y en la sociedad (como así ha sido, nos guste o no). A mí la segunda y tercera parte me parecen de aprobado raspado e intentaban hacer que un entretenimiento se convirtiera en una especie de religión o de filosofía.

Un saludo

Ramón Monedero dijo...

Tienes razon Reisman, la segunda y tercera parte, trataron de "religionalizar" el modelo "Matrix", a modo de filosofía existencial. Ahora bien..., superada esa idiotez iniciatica, ¡como "Matrix reloaded" niguna...! ¡¡Se habrá visto mayor disparate más divetido que esa persecución en la autopista o que esa lucha entre Neo y los 1000 agentes Smith!!
Eso es cine de evasión del bueno, y eso es Matrix, y por eso "Matrix Reloaded" es la mejor.
Creo yo....